La pela es la pela, ¿gasto o inversión?

La tesorería ha de estar controlada y ha de funcionar como un reloj, ¿Porque las empresas no prestan suficiente atención a su previsión de tesorería? La tesorería ha de estar controlada para olvidarse, ha de funcionar como un reloj.

Por eso es importante contar con dos elementos: el presupuesto de tesorería anual y la posición de tesorería díaria.

El primero nos permite conocer las necesidades financieras con anticipación, y si es necesario negociar con las entidades bancarias de forma estratégica y no de urgencia.

La posición díaria es el otro elemento clave que nos asegura un día a día sin sorpresas. Hace falta trabajarla un ratito al día, revisar los cobros previstos, tanto los conocidos como los estimativos, los pago con vencimiento y, otras posibilidades e ir configurando así una previsión ajustada de los posibles saldos en los diferentes bancos.

Este trabajo no aporta más de 1 hora díaria y a cambio se evitan tensiones y se optimiza la gestión de tesorería.

El problema reside cuando el empresario no es financiero y esta simple gestión le supone toda una montaña, entonces es hora de pensar en delegar estas dos simples tareas a un experto como puede ser un asistente virtual.

Durante el 2010 y lo que llevamos del 2011, más del 50% de los clientes de FireLion Administrative Solutions ha contratado este servicio recibiendo la tranquilidad de no ir sufriendo mes a mes por su liquidez. Además, más del 35% han terminado contratando nuestro servicio de administración de compras y ventas, para respirar la tranquilidad de negociar aplazamientos con sus proveedores, adelantar los periodos de cobro con sus clientes, recuperación de saldos impagados, etc…. por lo que han observado un aumento de la rentabilidad de su empresa que consideraban perdida hasta la fecha.

Este 50% inicial, ha sufrido una visión de que contratar a un asistente virtual financiero no es un gasto sino una inversión, para mejorar la gestión de su empresa mediante la delegación y además le ha permitido centrarse en otras áreas de su negocio que erán su verdadera actividad.

La Ley de morosidad se incumple

Ya sea por desconocimiento o por imposibilidad a causa del endeudamiento, las empresas y las administraciones no cumplen la nueva ley que trata de combatir la morosidad.

El texto obliga a que todos los contratos de proveedores firmados a partir del pasado 7 de julio recojan un plazo máximo de pago de 85 días si son empresas, y 55 días si el pagador es la Administración. En negocios de productos frescos el plazo es de 30 días. Estos plazos se han de ir acortando hasta situarse en 40 días en el 2012 para las administraciones y en 60, al año siguiente, para el sector privado.

Es una meta ambiciona puesto que tenemos en cuenta que hoy en día alrededor del 80% de las empresas desconoce la existencia de esta ley y no la cumple. El sector público tampoco se ajusta al nuevo marco legal y burla la norma, ampliamente reclamada por las pymes y autónomos. Podemos poner de ejemplo la Generalitat que se encuentra en una media de 78 días, siendo la que esta en niveles más bajos.

Así pues, la morosidad sigue siendo un problema en España, aunque se haya modificado la ley. La firma de información comercial Iberinform estima que el riesgo de morosidad entre empresas en España se sitúa este año en el 12,1% frente al 9,6% del 2009.

La falta de dureza de la norma española ha llevado a la Plataforma Multisectorial contra la Morosidad, creada para lograr un cambio normativo, a constituirse en una entidad jurídica para supervisar el cumplimiento siendo uno de sus objetivos que se ejecuten las sentencias por impago.

Por lo que ya sea por falta de difusión de la nueva ley, por omisión debido al endeudamiento de la Administración o por omisión de las empresas, queda una ardua tarea para que el periodo de máximo de pago estipulado quede regulardo como es debido.

Situaciones conflictivas con el departamento comercial

Las tensiones entre los comerciales y la administración comercial no siempre se pueden evitar. Es importante colaborar de un modo constructivo.

Los conflictos con la administración de compras se originan generalmente por la cantidad de diferentes tareas que desempeñan. Están todo el dia localizables por teléfono y tienen que hacer muchas cosas al mismo tiempo: responder a todo tipo de llamadas, atender peticiones de los clientes, llamar a potenciales clientes, realizar ofertas, completar las tareas del jefe a corto plazo….Si entonces llega un comercial con “una petición muy urgente”, puede provocar que se generen conflictos, porque quien está a diario fuera de la oficina tratando con clientes para conseguir nuevos negocios, puede fácilmente ver a sus compañeros (de la oficina) “estresados” como vagos o poco colaboradores, incluso cuando no es el caso. Es muy importante concienciar sobre situaciones y exigencias laborales para conseguir una colaboración constructiva. Por ejemplo, un comercial debería preguntarse antes de llamar a los colegas de administración: ¿cómo puede sentarle a mi colega mi petición? ¿cómo puedo convencerle de que mi petición es prioritaria?. De esta forma los comerciales pueden mostrar a sus compañeros de la oficina comprensión por su estrés, en lugar de reaccionar de forma negativa. Cuando los miembros del departamento comercial se sienten aceptados y considerados, es mucho más sencillo conseguir una solución.

Lo mejor es, naturalmente, evitar los conflictos antes de que aparezcan: con un buen “acuerdo”. No se trata de un contrato con validez legal, sino de las reglas de juego de la colaboración entre los comerciales que visitan a los clientes y los comerciales de la oficina. Estas reglas de juego deberían ser elaboradas conjuntamente y fijadas por escrito.

La cortesía en la comunicación es fundamental: las órdenes como “usted debe hacer, cueste lo que cueste….” son tabú. Por el contrario, las formulaciones más “amables” en el trato con los compañeros de la oficina resultan realmente eficaces. Por ejemplo, quien dice: “¿puede, por favor, comprobar durante la mañana si…. y darme una respuesta a las doce?”, no pierde nada y, sin embargo, formula su deseo de forma clara. También algunas formas verbales pueden suavizar lo que se dice y evitar tensiones. De este modo el comercial de la oficina sabe exactamente lo que quiere el comercial y hasta cuándo espera una respuesta.

FINALIZA LA AMNISTIA FISCAL PARA 1500 ESPAÑOLES TITULARES DE CUENTAS OPACAS EN HSBC

Hoy lunes, Hacienda ha dado carpetazo al proceso de regularización de alrededor de 6.000 millones de euros de dinero negro de 1.500 españoles titulares de cuentas opacas en la filial suiza de HSBC.

El ministerio quiso reaccionar a las críticas recibidas desde dentro de la inspección ofreciendo a las fortunas en fondos en la filial del HSBC la oportunidad de regularizar su dinero negro en el exterior sin enfrentarse al delito fiscal. Aunque su planteamiento desde un principio ha sido primordialmente recaudatorio.

La administración tributaria inició esta operación a mediados de junio, realizando notificación a los afectados de4 que tenían en su poder información sobre sus posiciones en estas cuentas,, unos datos trasmitidos a España por las autoridades francesas. Y en lugar de realizar inspecciones abrió procedimientos de gestión. Mediante este tecnicismo permitía a los titulares de las cuentas regularizar estos fondos pagando la cuota tributaria, los intereses y una sanción adicional. De esta forma se podían beneficiar de lo que en el argot jurídico se denomina excusa abosoutoria: se evita el delito fiscal al regularizar voluntariamente estos fondos, junto con el resto del dinero en otros paraísos fiscales.

Aunque entre los asesores fiscales de estas grandes fortunas hay diversidad de opiniones sobre si aceptar o no esta propuesta. Algunos de los principales despachos españoles sólo han abierto sus puertas a aquellos clientes que quieran regulizar sus fondos. Otros bufetes recomiendan no regularizar ba´sandose en distintos argumentos. El principal es la ilicitud de la prueba con la que cuenta Hacienda para iniciar éste lunes las inspecciones a las fortunas que no hayan regularizado.

Así pues en el día de hoy teorícamente la Administración ha empezado a realizar las inspecciones y se conocerá si tienen pruebas de peso, por lo que más de un asesor tal vez no duerma demasiado tranquilo estas vacaciones por si su opinión fue erronea y le va a ocasionar un fuerte trastorno a su cliente.